.

domingo, 7 de agosto de 2016

Camilo José Cela "Viaje al pirineo de Lérida"

«La vida se inventó para vivir y para dejar vivir, para caminar, para amar a las mujeres que cruzan por el camino, para comer el pan honesto y el jamón curado, para beber el agua de la fuente y el vino de los lagares, para ver mundo y hablar de las cosechas y las navegaciones, para bañarse en el restaño del río que cae del monte y secarse después del sol, sobre la yerba»
En agosto de 1956, los escritores Camilo José Cela y Josep Maria Espinàs realizaron un viaje por las comarcas leridanas del Pallars Jussà, el Pallars Sobirà, el Val d'Aran y la Alta Ribagorça. Sus vivencias se reflejaron en dos libros.

El escritor y el periodista catalán publicaron Viatge al Pirineu de Lleida (1957), y el premio Nobel de 1989, Viaje al Pirineo de Lérida (1965). Hace más de medio siglo, ambos se enamoraron de los Pirineos de Lérida. Con estos dos libros estos autores inauguraron, en la década de 1950, la literatura turística.

De la fascinación que sintieron surgieron estas dos obras, que son un reflejo personal de una época de este territorio catalán. Un tiempo de cambio y de transformación, que sólo algunas veces permitía prever lo que serían estas comarcas hoy en día. En efecto, ya no se ven «guardias civiles en bicicleta», ni «una pensión completa en Sort que valía 45 pesetas», ni la ausencia de estaciones de esquí que entonces describieron ambos escritores. Pero los paisajes, la gente y los caminos siguen siendo como hace más de medio siglo.

En 1956, en el municipio leridano de La Pobla de Segur, comenzaron sus viajes. Espinàs (Barcelona, 1927) y Cela (Iria Flavia, La Coruña, 1916 Madrid, 2002) llegaron en tren a esta población en la que arranca su particular aventura.

Para conmemorar el aniversario de este viaje, se creó el proyecto: «Un ramat de camins. Turisme, territori i literatura. Associació Pirinenca per al foment de la cultura i el turisme» («Un ramat de camins. Turismo, territorio y literatura. Asociación Pirenaica para el fomento de la cultura y el turismo»). Se trata de un proyecto integral de dinamización del territorio por medio de la literatura y de los libros de ambos escritores a raíz de su viaje. Así, se puede reseguir el camino que los acercó a la población de Lés, en la frontera francesa.

Los cambios socioeconómicos que ha experimentado el territorio por el que pasaron, sus pueblos y su gente, estarán bien presentes para quienes sigan esta ruta. La propuesta se plantea como una oferta para promover los atractivos de los Pirineos (gastronomía, deportes de aventura y patrimonio). Poblaciones como Gerri de la Sal, Rialb, Sort, Llavorsí, Escalarre, Esterri d'Àneu, Salardú, Arties, Vielha, Bossost o Lés formaron parte de aquel viaje y conservan todavía hoy muchos de los lugares comunes que citan en sus obras.

Además, estas rutas literarias pasan por paisajes de gran riqueza. Collegats, el valle de Cabdella, el valle de Espot o el valle de Àneu, La Guingueta o Els Encantats son puntos imprescindibles de la ruta.


Versión Kindle

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Nota: solo los miembros de este blog pueden publicar comentarios.